Patatas gratinadas rellenas de gambas

Ayer, comimos estas ricas patatas rellenas y gratinadas que tenía pendiente de hacer desde hace bastante tiempo. Quitando el tiempo de la cocción de las patatas, es una receta bastante rápida de elaborar, además de sencilla y los resultados os garantizo que son sensacionales. Si no os gustan las gambas, podéis sustituir el relleno por otro ingrediente, como os pongo varios ejemplos al final de la receta, en la zona de Consejos y trucos. Y por último, os dejo otras versión de patata rellena que también nos gustan mucho: Patatas rellenas de guacamole y caballa y patatas mallorquinas.

Ingredientes:
• 4 patatas medianas
• 120 g de queso parmesano
• 150 g de cebolla
• 30 g de aceite de oliva virgen extra
• 300 g de gambas crudas y peladas
• 90 g de nata líquida *
• Sal
• Pimienta


* Verificar que la nata que se use no contenga gluten.

Elaboración tradicional:
Limpiar y secar las patatas. Cortarlas por la mitad a lo largo, realizar unos pequeños cortes en las caras que no tiene la piel y colocarlas con la piel hacia abajo en un recipiente apto para microondas, tapar con film trasparente e introducir en el microondas a máxima potencia entre 10 a 13 minutos. Ir comprobando la cocción al partir del minuto diez. También se pueden cocer las patatas entera en una cacerola con agua, sobre unos 30 minutos.
Rallar el queso parmesano, reservar.
En una sartén o cacerola, pochar la cebolla finamente picada con el aceite. Cuando coja color, agregar las gambas y la nata, mezclar y cocinar unos 5 minutos a temperatura media.
Mientras, precalentar el horno a 220º en modo gratinador y con ayuda de una sacabola o cuchara, vaciar parte del interior de las patatas, dejando un fino borde para poder rellenarlas.
Retirar del fuego la cacerola o sartén e incorporar la patata que hemos extraído y 60 g de queso parmesano reservado, mezclando hasta que los ingredientes se intengren.
Rellenar las patatas con la mezcla y espolvorear el queso parmesano sobrante. Introducir en el horno y gratinar, según la altura en que se ponga la bandeja y el propio horno, puede tardar entre 10 a 15 minutos. Hay que estar atento y sacar cuando se empiece a dorar el queso. Servir inmediatamente.

Elaboración en Thermomix:
Limpiar y secar las patatas. Cortarlas por la mitad a lo largo, realizar unos pequeños cortes en las caras que no tiene la piel y colocarlas con la piel hacia arriba en el recipiente y bandeja varoma. Echar 500 g de agua en el vaso, cerrarlo, colocar el varoma y programar 30 minutos en temperatura varoma a velocidad 2.
Pasado el tiempo, quitar el varoma y lavar y seca el vaso.
Echar el queso en tacos y picar con varios golpes turbos. Reservar.
Introducir la cebolla en cuartos y el aceite. Picar 3 segundos en velocidad 5, luego sofreír 5 minutos en temperatura 120º (en TM31 en temp. varoma) a velocidad 1.
Mientras, precalentar el horno a 220º en modo gratinador y con ayuda de una sacabola o cuchara, vaciar parte del interior de las patatas, dejando un fino borde para poder rellenarlas.
Agregar al vaso, las gambas y la nata, programando 6 minutos en temperatura 90º con giro a la izquierda y velocidad cuchara, no poner el cubilete.
Incorporar la patata que hemos extraído y 60 g de queso parmesano reservado. Mezclar 20 segundos con giro a la izquierda y velocidad 2.
Rellenar las patatas con la mezcla y espolvorear el queso parmesano sobrante. Introducir en el horno y gratinar, según la altura en que se ponga la bandeja y el propio horno, puede tardar entre 10 a 15 minutos. Hay que estar atento y sacar cuando se empiece a dorar el queso. Servir inmediatamente.

Consejos y trucos:
• Podéis sustituir el tipo de queso por el que más os guste, al igual que el relleno de gambas puede sustituirse por otro tipo de relleno. Ejemplos: atún, jamón, bacón, migas de bacalao desalada, palitos de cangrejo, chorizo, salmón ahumado…
• Para gratinar, os aconsejo poner la bandeja o fuente en las guías más superiores.
• Si vais a usar el varoma para la cocción de las patatas, aprovechar ese tiempo de cocción para cocinar otro plato en el vaso de la Thermomix. Por ejemplo una crema de verdura o una salsa de tomate.

Fuente: Cookidoo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.