Paté falso de centollo

Los patés caseros son unos entrantes muy socorridos para las celebraciones con amigos o familiares. Son fácil de preparar, se puede hacer con bastante tiempo de antelación y suelen gustar a todos. Para esta receta, recomiendo usar mejillones y anchoas de calidad, de esta manera el sabor quedará aun mejor. Y si lo ponéis presentado de la misma manera que se ve en la foto, tal y como lo copie del blog de la receta original, tenéis el éxito asegurado.

Ingredientes:
• 120 g de palitos de cangrejo + 4 unidades
• 70 g de mejillones al natural
• 70 g de anchoas en aceite de calidad
• 2 cucharadas de mahonesa
• 1 cucharada de vino blanco seco
• Palitos de pan

Elaboración tradicional:
En el vaso de una batidora echar los palitos de cangrejo (reservando 4 unidades), los mejillones escurridos, las anchoas (secas y sin exceso de sal), la mahonesa y el vino. Triturar hasta conseguir una pasta homogénea.
Picar finamente con el cuchillo los 4 palitos de cangrejo, echar sobre el paté y mezclar.
Reservar en el frigorífico un mínimo de cuatro horas.

Elaboración en Thermomix:
Echar en el vaso los palitos de cangrejo (reservando 4 unidades), los mejillones escurridos, las anchoas (secas y sin exceso de sal), la mahonesa y el vino. Programar 1 minuto en velocidad 6.
Picar finamente con el cuchillo los 4 palitos de cangrejo y agregar al vaso. Mezclar 30 segundos en velocidad 1 con giro a la izquierda.
Reservar en el frigorífico un mínimo de cuatro horas.

Consejos y trucos:
• Para la presentación tal y como está en la foto, se necesita un aro de emplatar que sea de una altura más baja que los palitos de pan. Colocar el aro de emplatar en un plato y rellenarlo hasta la mitad con el paté. Untar un poco de paté en las paredes exteriores del aro e ir pegando los palitos de pan. Atarlos con una cuerda, dando varias vueltas y decorar el nudo con una hoja de romero, eneldo, flores silvestres,… Terminar de rellenar el interior del aro, incluido el mismo y alisar la superficie del paté con una cuchara.
• Otra forma de presentarlo es de relleno para canastillas, conos o volovanes. Para ello dejaremos reservado en el frigorífico el paté dentro de una manga pastelera y rellenaremos, el “recipiente” a usar, en el último momento.
• Este paté aguanta perfectamente varios días en el frigorífico, con lo cual se puede preparar con bastante tiempo de antelación.

Fuentes: Webos fritos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.