Tallarines gratinados con calabaza y bacon

La receta de hoy es un plato para toda la familia, sencillo de elaborar, y muy sano si cambiamos algunos ingredientes, tal y como lo explico al final de la receta, en Consejos y Trucos. Además es una buena manera de combinar pasta con verdura, que en este caso el protagonismo lo tiene la calabaza, aportando un sabor dulce al plato que contrasta muy bien con el queso parmesano y el bacon. Si os gusta la pasta con verdura, os dejo aquí otras opciones iguales de buenas:
Ensalada César con pasta
Ensalada de pasta al estilo capresse
Ensalada de pasta con aliño al parmesano
Espaguetis con salsa cremosa de pimiento y queso
Espaguetis integrales con salsa carbonara vegetal
Pasta con berenjena, jamón y setas
Pasta integral con calabaza y berenjena

Ingredientes:
• 50 g de queso parmesano *
• 50 g de cebolla
• 20 g de aceite de oliva virgen extra
• 100 g de bacon en tacos o tiras *
• 400 g de calabaza
• Sal
• 300 g de tallarines *
• 125 g de queso mozzarella *


* Se puede usar el queso en cuña o fresco, lo que se tiene que tener cuidado es con el rallado de fábrica, pues puede contener gluten. Usar bacon y tallarines libre de gluten.

Elaboración tradicional:
Rallar el parmesano y reservar.
En una cacerola, poner el aceite al fuego con la cebolla finamente picada y el bacon. Rehogar una par de minutos y agregar la calabaza cortada en cubitos, sazonar al gusto y cocinar a fuego medio hasta que la calabaza esté tierna, entre 15 a 20 minutos.
Mientras, cocinar la pasta, en una olla con agua hirviendo, el tiempo que indique el fabricante. Si es posible, un par de minutos menos, ya que se seguirá cociendo en el horno.
También, precalentar el horno a modo gratinador a 220º.
Una vez cocida la pasta, echar escurrida en una fuente apta para el horno, verter encima el contenido de la cacerola, mezclar, poner encima trozos de mozzarella fresca o mozzarella rallada y sobre este, el queso parmesano. Hornear hasta que se gratine el queso, unos 10 minutos. Servir inmediatamente.

Elaboración en Thermomix:
Echar en el vaso el parmesano en trozo y triturar 10 segundos en velocidad 10. Reservar.
Sin lavar el vaso, introducir la cebolla y el aceite. Picar 5 segundos en velocidad 5, incorporar el bacon y programar 3 minutos en temperatura 120º (En TM31 a temp. varoma) a velocidad 1.
Agregar la calabaza cortada en cubitos y sal al gusto, programar 25 minutos en temperatura 100º, con giro a la izquierda y velocidad cuchara.
Mientras, cocinar la pasta, en una olla con agua hirviendo, el tiempo que indique el fabricante. Si es posible, un par de minutos menos, ya que se seguirá cociendo en el horno.
También, precalentar el horno a modo gratinador a 220º.
Una vez cocida la pasta, echar escurrida en una fuente apta para el horno, encima el contenido del vaso de la Thermomix, mezclar, poner encima trozos de mozzarella fresca o mozzarella rallada y sobre este, el queso parmesano. Hornear hasta que se gratine el queso, unos 10 minutos. Servir inmediatamente.

Consejos y trucos:
• Sustitución de ingredientes: Aunque el sabor de los dos quesos que llevan son muy característicos, sobre todo el parmesano, se puede sustituir por otro tipo de queso que gratine bien, por ejemplo: gouda, emmental, edam… Se puede usar el tipo de pasta que más os guste, no tiene que ser expresamente tallarines. El bacón se puede sustituir por panceta. También se podría usar jamón cocido, aunque es mejor echarlo en crudo, cuando vayamos a meter la pasta en el horno. La cebolla por cebolleta o puerro.
• Si se quiere más ligero, usar jamón cocido en vez de bacón (añadirlo en crudo al final de la receta, antes de gratinar) y un queso rallado light. La pasta que sea integral.

Fuente: Cookidoo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.