Fiambre de pollo relleno

A temperaturas altas, comidas fresquitas. Y es que el verano cada vez viene más caluroso y lo que nos apetece es comer comida más ligera y poco caliente. El fiambre es un plato de carne ideal para estas fechas, además de venir genial para llevarlo de pícnic o para comerlo con pan en plan bocadillo para una cena rápida. La combinación que lleva el relleno que veis además es bastante sana, lleva pollo, unos frutos secos sin sal, jamón cocido, aceitunas (mejor de las que son baja en sal) y pimientos de piquillo. Y por si fuera poco, os va a salir una buena cantidad de rodajas que podréis usar en varias ocasiones, a no ser que seáis muchos, y que se conservar perfectamente en el frigorífico durante varios días. Si os gusta la idea de los fiambre, os dejo otra receta con un relleno parecido aquí.

Ingredientes:
• 750 g de pechuga de pollo
• 2 huevo de tamaño L
• 60 g de pistachos pelados y sin sal
• Sal
• Pimienta
• Pimentón dulce *
• 1 cta. de perejil seco picado *
• 1 cta. de orégano seco picado *
• 130 g de aceitunas verdes sin hueso
• 150 g de jamón cocido o pechuga pavo en taquitos *
• 60 g de pimiento de piquillo


* Verificar que los productos señalados estén libres de gluten o trazas.

Elaboración tradicional:
Pedimos a nuestro carnicero que nos pique la carne de pollo o usamos una picadora casera para hacerlo en casa. Lo colocamos en un bol y echamos los huevos batidos, los pistachos, sal y pimienta al gusto, una cucharadita de pimentón, el perejil, el orégano, las aceitunas cortadas en rodajas, el jamón o pavo en taquitos y el pimiento de piquillo troceado. Mezclamos con una espátula o las manos para conseguir un relleno con los ingredientes bien integrados en la carne.
Preparamos en la zona de trabajo un trozo de film transparente lo bastante grande para poder enrollar el relleno. En mi caso use dos tiras largas, montando una tira encima de la otra (en la fotografía de más abajo lo podéis apreciar) Espolvoreamos una buena cantidad de pimentón dulce y colocamos el relleno justo encima, dándole una forma de cilindro con las propias manos un poco engrasadas y apretando un poco para que no quede sobresaliendo los trozos de aceituna, jamón o pistachos. Echamos un poco más de pimentón encima del relleno, cerramos el film, haciendo presión para que no queden huecos y enrollamos como un caramelo, apretando tanto en la zona central como en los laterales para que no quede aire dentro del film. Volvemos a envolver en otro film para que a cocerlo no le entre agua.
Ponemos una olla con agua a hervir. La olla tiene que ser de un tamaño donde quepa el rollo y tiene que tener suficiente agua para que lo cubra. Cuando el agua haya hervido, bajamos el fuego al mínimo y colocamos el rollo dentro, poniéndole algo encima del mismo para que el rollo no flote, por ejemplo un cucharón o un cazo. Dejamos cocer sobre una hora al mínimo.
Pasado el tiempo, retiramos de la olla y le quitamos el film con cuidado de no quemarse. Hay que tener cuidado pues saldrá bastante líquido caliente de la cocción. Secamos el rollo con papel absorbente de cocina y depositamos en una fiambrera para reservarlo unas horas en el frigorífico, mejor si lo dejáis de un día para otro.
Cuando este frío, podremos cortarlo en rodaja y servirlo.

Elaboración en Thermomix:
Ponemos en el vaso la carne de pollo en trozos y picamos 10 segundos en velocidad 7.
Agregamos los huevos, los pistachos, sal y pimienta al gusto, una cucharadita de pimentón, el perejil y el orégano. Mezclamos 30 segundos en velocidad 2.
Vertemos las aceitunas cortadas en rodajas, el jamón o pavo en taquitos y el pimiento de piquillo troceado. Mezclamos con la espátula para que se integren todos los ingredientes.
Preparamos en la zona de trabajo un trozo de film transparente lo bastante grande para poder enrollar el relleno. En mi caso use dos tiras largas, montando una tira encima de la otra (en la fotografía de más abajo lo podéis apreciar) Espolvoreamos una buena cantidad de pimentón dulce y colocamos el relleno justo encima, dándole una forma de cilindro con las propias manos un poco engrasadas y apretando un poco para que no quede sobresaliendo los trozos de aceituna, jamón o pistachos. Echamos un poco más de pimentón encima del relleno, cerramos el film, haciendo presión para que no queden huecos y enrollamos como un caramelo, apretando tanto en la zona central como en los laterales para que no quede aire dentro del film.
Echamos en el vaso 1 litro de agua, cerramos y colocamos el recipiente varoma, colocando el rollo dentro de él (si no cabe, usar la bandeja varoma) Programamos 40 minutos en temperatura varoma a velocidad 2.
Pasado el tiempo, retiramos del varoma y le quitamos el film con cuidado de no quemarse. Hay que tener cuidado pues saldrá bastante líquido caliente de la cocción. Secamos el rollo con papel absorbente de cocina y depositamos en una fiambrera para reservarlo unas horas en el frigorífico, mejor si lo dejáis de un día para otro.
Cuando este frío, podremos cortarlo en rodaja y servirlo.

Consejos y trucos:
• Este fiambre se conserva perfectamente unos cuantos días en el frigorífico y es ideal para usarlo en bocadillos o sándwich.
• Os recomiendo acompañarlo de salsas, tanto una clásica mayonesa o kétchup a otras como una salsa de yogur o alguna picantona tipo salsa brava.

Fuente: Canal youtube Saboreando la cocina con Yessica Guerra

2 comentarios sobre “Fiambre de pollo relleno

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.